Publicado: 6 de Febrero de 2018 a las 12:17

En Pharmaclima utilizamos un conjunto de técnicas de inspección centradas en la medida, durante el funcionamiento, de parámetros que deben permanecer dentro de límites preestablecidos. En este sentido llevamos a cabo acciones como:


  • Control de los caudales de aire: realizamos lecturas de presión en cada etapa del climatizador, conseguimos controlar el estado de limpieza de filtros, baterías, estado compuertas y caudal de aire del ventilador. Al trasladar la presión del ventilador a la curva del mismo podremos saber si este ha sufrido alguna variación.
  • Verificación del estado de los filtros: mediante el seguimiento de la diferencia de presión en el filtro y su posterior traslado a su gráfica, le sacaremos el máximo rendimiento al filtro, evitando su sustitución precoz o tardía. Además, el control visual resulta imprescindible para comprobar el estado físico y estanqueidad del filtro.
  • Control de las sobrepresiones y direcciones de flujo de aire en las salas: Oberturas en salas, puertas que no ajustan, movimientos de compuertas en conductos o rejillas de aire, etc. son elementos que provocan que las presiones varíen. El control periódico de estas asegura el buen funcionamiento de la instalación y evita así la contaminación cruzada. Este control se efectúa siguiendo el criterio del cliente y las recomendaciones en normativas vigentes.